El mundo del cannabis es algo más que el CBD. Por supuesto, el CBD es uno de los cannabinoides más importantes de la planta de cáñamo y su descubrimiento ha cambiado la forma en que la gente percibe el cannabis a escala mundial en los últimos años. 

Cada vez hay más pruebas científicas que apoyan el uso del CBD para una amplia gama de condiciones relacionadas con la salud. Se conoce que el CBD es un agente eficaz en el control de la inflamación, las náuseas, las convulsiones, la ansiedad, la depresión, el dolor y la dificultad para dormir.

Pero ¿sabías que la planta de cáñamo está compuesta por más de dos cannabinoides? De hecho, hay más de 100 compuestos similares al CBD, aunque tienen propiedades similares, cada uno de ellos tiene beneficios únicos y producen efectos sinérgicos cuando se combinan entre sí.

En este artículo vamos a explicarte las diferencias entre los seis tipos de cannabinoides más investigados y los usos específicos de cada uno: CBD, CBDA, CBN, CBG, CBV y CBDV.

¿Qué son los cannabinoides?

Los cannabinoides son compuestos naturales que se encuentran en las glándulas resinosas de las plantas de cannabis. Estos compuestos son conocidos por sus numerosos efectos terapéuticos y son responsables de la amplia gama de efectos medicinales del cannabis.

Cada compuesto tiene propiedades y beneficios únicos y, además, actúan de forma sinérgica para ayudar al cuerpo a procesar el cannabis de una forma más eficiente. Los científicos se refieren a esta sinergia como "el efecto séquito", la razón por la que se cree que los productos de espectro completo son superiores a los extractos aislados.

Hasta la fecha, los investigadores han descubierto más de 110 cannabinoides y es probable que se vayan encontrando más.

Clases de cannabinoides

Los cannabinoides están divididos en las siguientes subcategorías:

  • Cannabinoides principales: Cannabidiol (CBD) y Tetrahidrocannabinol (THC).
  • Cannabinoides menores: Cannabicromeno (CBC), Cannabigerol (CBG), Cannabinol (CBN), Cannabinodiol (CBDL).
  • Otros cannabinoides: Cannabielsoina (CBE), Cannabitriol (CBT), Cannabiciclol (CBL).

Los cannabinoides interactúan con el sistema endocannabinoide que es la principal red reguladora que está interconectada con otros sistemas vitales de nuestro cuerpo. Estas moléculas se adhieren a la superficie de las células, donde se encuentran los receptores cannabinoides que se encuentran en diferentes zonas del cuerpo. Se distinguen dos tipos de receptores cannabinoides: CB1 y CB2.

Los efectos de los cannabinoides dependen de la zona del cerebro a la que se unen. Por ejemplo, cuando se unen al sistema límbico, pueden afectar a la memoria, la cognición y el rendimiento psicomotor. Estos compuestos también pueden afectar al área del placer, y alterar la señalización del dolor en el cerebro.

Diferencias principales entre los cannabinoides

La principal diferencia entre los cannabinoides depende de su grado de psicoactividad. Por ejemplo, el CBD, el CBD y el CBG no pueden inducir intoxicación debido a su estructura molecular, mientras que el CBDL, el CBN, el THC y otros cannabinoides muestran diferentes niveles de psicoactividad.

Los dos cannabinoides más populares son el CBD y el THC. El CBD tiene notables propiedades contra la ansiedad y también puede contrarrestar los efectos de alteración de la mente del THC. Cuando el THC se expone al oxígeno, se convierte en CBN, un compuesto menos psicoactivo que debilita la intoxicación del THC.

¿Cómo responde el cuerpo a los cannabinoides?

Cada persona responde a los cannabinoides de forma diferente debido a su complejo mecanismo integrado conocido como sistema endocannabinoide. Esta importante red está formada por receptores repartidos por todo el cuerpo, que permiten la autorregulación de todos los procesos biológicos.

Los receptores cannabinoides se encuentran en casi todos los sistemas de órganos importantes, desde el cerebro y la médula espinal hasta el intestino. Las mayores concentraciones de receptores CB1 se encuentran en el cerebro y el sistema nervioso central, mientras que los receptores CB2 están vinculados a las células del sistema inmunitario.

Resumiendo, el sistema endocannabinoide ayuda a nuestro cuerpo a mantener un entorno interno estable y saludable.

Cuando se introducen cannabinoides en el sistema, los receptores cannabinoides son capaces de afectar a procesos corporales esenciales, como la memoria, el apetito, el dolor, el estado de ánimo, la neuroprotección, la función inmunitaria, los procesos cognitivos, la fertilidad, la temperatura corporal y otros.

Los efectos específicos de los cannabinoides individuales dependen de cómo interactúan con el sistema endocannabinoide.

Seguidamente vamos a ver en detalle todo sobre el CBD, el CBDA, el CBN, el CBG, el CBC y el CBDV.

¿Qué es el CBD?

CBD es la abreviatura de cannabidiol, el segundo cannabinoide más importante de la planta de cannabis. A diferencia del THC, el CBD no produce efectos psicoactivos. Eso significa que puedes utilizarlo para una amplia gama de beneficios para la salud sin sentir que estás “colocado”, lo que hace que sea seguro utilizarlo incluso antes de ir a trabajar o conducir algún vehículo. El CBD es también un compuesto muy versátil que puede infundirse en aceites, gomitas, cápsulas y cremas, entre otros muchos formatos, para adaptarse a diferentes necesidades.

El CBD es también el cannabinoide mejor investigado hasta la fecha y que puede ayudar a controlar:

¿Qué es el CBDA?

El CBDA es más conocido como ácido cannabidiólico, un cannabinoide que se encuentra en los tallos, hojas y flores de las plantas de cannabis. Cuando el cannabis se somete a la descarboxilación (el proceso de aplicar calor para activar cannabinoides específicos) el ácido se elimina del CBDA, activando el CBD. Por ello, el CBDA se considera el precursor del CBD.

Aunque el CBD y el CBDA tienen estructuras químicas y efectos similares, el CBDA no ha sido objeto de una investigación científica tan amplia como el CBD. Hasta ahora, hemos sabido que el CBDA es el principal inhibidor de la enzima COX-2 dentro del sistema endocannabinoide. Dicho descubrimiento ha llevado a investigar la posible aplicación del CBDA como tratamiento de la inflamación y la eficacia del CBDA en el tratamiento de las náuseas.

¿Qué es el CBN?

CBN es la abreviatura de cannabinol, otro compuesto de las plantas de cannabis. El CBN fue el primer cannabinoide aislado y sintetizado por los científicos como subproducto de la degradación del THC. Cuando el THC se expone al calor o al oxígeno (o cuando la planta de cannabis empieza a envejecer) se convierte en CBN.

A pesar de ser un derivado del THC, el CBN es mucho menos psicoactivo

En cuanto a los efectos del CBN en el sistema endocannabinoide, son menos versátiles que muchos otros cannabinoides. Sin embargo, el CBN ha sido ampliamente estudiado como ayuda potencial para las personas con dificultades para dormir.

Aparte de su influencia en los ciclos del sueño, el CBN se ha estudiado como posible estimulante del crecimiento del tejido óseo. Las investigaciones indican que puede activar las células madre que participan en la creación de nuevos huesos, lo que lo hace potencialmente útil para los trastornos degenerativos de los huesos.

Otros estudios han analizado las propiedades analgésicas, antibióticas, antiinflamatorias y anticonvulsivas del CBN. Sin embargo, los suplementos de salud basados en el CBN no están ampliamente disponibles en este momento.

¿Qué es el CBG?

El CBG es la abreviatura de cannabigerol, es un cannabinoide no psicoactivo que ofrece una gran variedad de usos terapéuticos. El CBG es el precursor de el CBD y el THC. Al igual que el CBDA, la exposición a la luz y al calor hace que el CBG se transforme en estos compuestos. El CBG también puede acelerar los efectos de otros cannabinoides, de ahí su importancia en la creación del efecto séquito.

La mayoría de las variedades de cannabis contienen poco CBG, normalmente por debajo del 1%, sin embargo, eso no significa que este cannabinoide sea menos valioso que los anteriores. A través de la interacción con los receptores CB1 y CB2, puede aumentar de forma natural los niveles de dopamina, favoreciendo el sueño, el estado de ánimo y el apetito. El CBG también puede modular la captación de GABA en el cerebro e inhibir los receptores de serotonina, lo que puede conducir a la reducción de la ansiedad y la depresión.

¿Qué es el CBC?

El CBC es la abreviatura de cannabicromina, un cannabinoide que se descubrió hace más de 50 años. Al igual que el CBD y el THC, el CBC procede del CBDA cuando el ácido se descompone por la exposición a la luz o al calor.

Al igual que otros compuestos del CBD, el CBC no es tóxico. Aunque la investigación sobre este cannabinoide aún está en sus primeras fases, los científicos ya han descubierto varias aplicaciones potenciales.

El CBC se une con mayor eficacia al receptor vanilloide 1 (TRPV), a menudo denominado "tercer receptor cannabinoide" del sistema endocannabinoide. También interactúa con el receptor potencial transitorio de ankirina 1 (TRPA1), ambos receptores modulan nuestra percepción del dolor. Esto significa que el CBC puede utilizarse para aliviar el dolor de forma similar a los analgésicos tradicionales, como los AINE, pero sin sus efectos adversos que pueden ser dañinos.

El CBC se ha mostrado especialmente eficaz para reducir la inflamación en afecciones como la artrosis, sobre todo cuando se combina con el THC.

Aunque no hay muchos estudios en este campo, los efectos antiinflamatorios del CBC también pueden hacer que sea eficaz para controlar los brotes de la piel y el acné ya que podría prevenir la inflamación de las glándulas sebáceas, que es el principal desencadenante de muchos tipos de acné.

¿Qué es el CBDV?

El último compuesto de nuestra lista de cannabinoides es la cannabidivarina, abreviada como CBDV. A nivel molecular, el CBDV es casi idéntico al CBD, pero como sugieren investigaciones recientes, sus aplicaciones son muy singulares y podrían beneficiar a las personas con trastornos neurológicos.

Los estudios preliminares en modelos animales muestran que el CBDV tiene un gran potencial como posible tratamiento de la epilepsia y de otras afecciones neurológicas similares. Tiene notables propiedades anticonvulsivas y antiepilépticas, y los científicos están especulando sobre su posible uso en el apoyo a pacientes con la enfermedad de Parkinson, temblores después de una lesión, epilepsia y otras condiciones en las que pueden producirse convulsiones.

El CBDV no sólo parece reducir la duración de las crisis epilépticas, sino que también podría evitar que se produzcan convulsiones. 

Además de sus potentes propiedades anticonvulsivas, el CBDV puede aliviar las náuseas y los vómitos. El cannabinoide también se ha estudiado como supresor del apetito y como tratamiento que podría ayudar a las personas con la enfermedad de Crohn y la esclerosis múltiple a controlar sus síntomas.

¿Cómo puedo saber qué cannabinoide funciona mejor?

Antes de encontrar el cannabinoide adecuado para ti, primero tendrás que identificar cuáles son tus síntomas. Cuando se trata de la ansiedad, el dolor, la inflamación, los problemas de sueño y las afecciones de la piel, el CBD es la opción más eficaz y la que se puede concentrar con mayor facilidad. 

Puedes hablar con tu médico sobre el uso de los cannabinoides menores presentados en este artículo si los estás considerando como una opción de tratamiento para algún problema de salud. 

Los expertos en el campo de los cannabinoides sostienen que los mejores efectos terapéuticos se pueden conseguir combinando todos los valiosos compuestos del cannabis en un solo producto. Estos productos se conocen como extractos de "espectro completo" y producen una sinergia única que los científicos denominan "efecto séquito". Los cannabinoides menores y los terpenos de la planta rodean a los principales ingredientes activos (CBD y THC), amplificando sus propiedades terapéuticas y modulando al mismo tiempo los efectos potencialmente no deseados.

Conclusiones 

Las plantas de cannabis son muy complejas. Hay más de 400 compuestos dentro de sus tallos, hojas y flores cbd, de los cuales más de 100 han sido identificados como cannabinoides con potenciales aplicaciones terapéuticas.

Aunque a día de hoy todas las investigaciones médicas se han centrado en el CBD y el THC, los científicos están profundizando en la estructura química del cáñamo, explorando el mundo de los cannabinoides menores, los terpenos y otras moléculas valiosas.

Cada uno de los cannabinoides mencionados en este artículo ofrece su propio conjunto de beneficios para la salud. Cuando se combinan, ayudan al cuerpo a procesar los cannabinoides mayores de forma más eficiente, por lo que los extractos de espectro completo se consideran superiores a los productos basados en moléculas individuales.

Comentarios (0)

No hay comentarios

Nuevo comentario

Producto añadido a lista
Producto añadido para comparar